jueves, 16 de febrero de 2017

El Libro de Mormón Siempre Condenó la Poligamia

(Fundamentalista mormón de Utah con sus cinco esposas)


Esta es una evidencia interna muy polémica puesto que en occidente, para el año 1844 la poligamia era condenada. Sin embargo el joven José Smith llegó a tener más de 33 esposas. Lo sorprendente es que el Libro de Mormón en Jacob 2.27 dice que Dios mandó a los destinatarios del Libro de Mormón que “entre vosotros ningún hombre tendrá sino una esposa; y concubina no tendrá ninguna”. Léalo usted mismo.
“Mas la palabra de Dios me agobia a causa de vuestros delitos más graves. Porque he aquí, dice el Señor: Este pueblo empieza a aumentar en la iniquidad; no entiende las Escrituras, porque trata de justificar sus fornicaciones, a causa de lo que se escribió acerca de David y su hijo Salomón.  He aquí, David y Salomón en verdad tuvieron muchas esposas y concubinas, cosa que para mí fue abominable, dice el Señor.  Por tanto, el Señor dice así: He sacado a este pueblo de la tierra de Jerusalén por el poder de mi brazo, a fin de levantar para mí una rama justa del fruto de los lomos de José.  Por tanto, yo, el Señor Dios, no permitiré que los de este pueblo hagan como hicieron los de la antigüedad.  Por tanto, hermanos míos, oídme y escuchad la palabra del Señor: Pues entre vosotros ningún hombre tendrá sino una esposa; y concubina no tendrá ninguna;  porque yo, el Señor Dios, me deleito en la castidad de las mujeres. Y las fornicaciones son una abominación para mí; así dice el Señor de los Ejércitos.”1 – Jacob 2.23-28

¿Cuándo se escribió esto?
Supuestamente esta sección del Libro de Mormón fue escrita entre el 544 – 510 a.C., pero lo más importante y que debemos tener muy en cuenta es el año de su traducción. Ahora bien, el traductor fue José Smith, quien recibió visitas de ángeles que le anunciaban “otro evangelio” desde 1823, y para el año 1830, según lo indica el Libro de Mormón en la sección del Testimonio del Profeta José Smith, el libro fue publicado:
“La historia antigua que así salió de la tierra, como la voz de un pueblo que hablaba desde el polvo, fue traducida a un lenguaje moderno [el idioma inglés] por el don y el poder de Dios, según la afirmación divina lo ha atestiguado, y se publicó por primera vez al mundo en inglés en el año 1830 con el título de THE BOOK OF MORMON.2
Este mismo testimonio puede ser corroborado en toda la narración que el mismo José Smith hace en sus confesiones en Perla de Gran Precio. Ahora, yendo al análisis nos hacemos la pregunta, si Smith tradujo las planchas de oro en caracteres egipcios entre 1823 y 1830 que fue publicado el Libro de Mormón ¿Tuvieron iluminación para entender lo que estaba escrito? La respuesta es (supuestamente) Sí.

¿José Smith entendía lo que traducía?
Según José Smith tradujo y estudió el libro a fin de saber qué tendría que hacer. Una evidencia de esto lo encontramos en Perla de Gran Precio, donde él mismo narra que tenían preguntas sobre lo que iban leyendo de su traducción:
“El mes siguiente (mayo de 1829), encontrándonos todavía realizando el trabajo de la traducción, nos retiramos al bosque un cierto día para orar y preguntar al Señor acerca del bautismo para la remisión de los pecados, del cual vimos que se hablaba en la traducción de las planchas. Mientras en esto nos hallábamos, orando e implorando al Señor, descendió un mensajero del cielo en una nube de luz y, habiendo puesto sus manos sobre nosotros, nos ordenó, diciendo: Sobre vosotros, mis consiervos, en el nombre del Mesías, confiero el Sacerdocio de Aarón, el cual tiene las llaves del ministerio de ángeles, y del evangelio de arrepentimiento, y del bautismo por inmersión para la remisión de pecados; y este sacerdocio nunca más será quitado de la tierra, hasta que los hijos de Leví de nuevo ofrezcan al Señor un sacrificio en rectitud.”3 – Perla de Gran Precio, José Smith 2.68-69
Esto significa que estudiaron el libro (tampoco es tan amplio como la Biblia) Pero el joven José Smith no leyó o no entendió algunos pasajes como el de la prohibición de la poligamia. Lo digo en el sentido que resulta más que evidente que hay muchas contradicciones dentro del Libro de Mormón, contradicciones con otras revelaciones como Doctrinas y Convenios, y contradicciones con la historia y geografía (ya lo dije antes, el Libro de Mormón es ciencia ficción).

(Profeta José Smith)

La Neo-revelación
En 1843 José Smith recibió una revelación que tenía que ser trasmitida a su esposa Emma y la revelación daba indicaciones sobre los matrimonios plurales, es decir sobre la poligamia practicada por los mormones.
“Y reciba mi sierva Emma Smith a todas las que han sido dadas a mi siervo José y que son virtuosas y puras delante de mí; y las que no son puras, y han dicho que son puras, serán destruidas, dice Dios el Señor…  Y le mando a mi sierva Emma Smith que permanezca y se una a mi siervo José, y a nadie más. Pero si no quiere someterse a este mandamiento será destruida, dice el Señor; porque yo soy el Señor tu Dios, y la destruiré si no permanece en mi ley…  y a él lo bendeciré y lo multiplicaré y le daré cien veces más en este mundo, de padres y madres, hermanos y hermanas, casas y terrenos, esposas e hijos, y coronas de vidas eternas en los mundos eternos...  Por tanto, nadie censure a mi siervo José, pues yo lo justificaré; porque él hará el sacrificio que yo requiera de sus manos por sus transgresiones, dice el Señor tu Dios.  Y además, tocante a la ley del sacerdocio: Si un hombre se casa con una virgen y desea desposarse con otra, y la primera consiente, y él se casa con la segunda, y son vírgenes, y no han dado su palabra a ningún otro, entonces queda justificado; no puede cometer adulterio, porque le son dadas a él; pues no puede cometer adulterio con lo que le pertenece a él y a nadie más. Y si le son dadas diez vírgenes por esta ley, no puede cometer adulterio, porque a él le pertenecen y le son dadas; por tanto, queda justificado.”4 –Doctrinas y Convenios 132.52-61
No vamos a redundar en lo que otros apologistas han escrito ya sobre la lujuria consagrada de los iniciadores del mormonismo contradiciendo lo sagrado del Evangelio recibido de Dios mismo por revelación en la Biblia. Lo que deseo que note es el tamaño del error.

Mientras que el supuesto libro inspirado, el Libro de Mormón, escrito entre el 544 y 510 a.C., hallado y traducido por José Smith entre el 1823 y 1830, y estudiado según él mismo, pues de no haber entendido ni haber sido constituido profeta por Moroni para traer este evangelio restaurado, no tendría sentido en nada. Por otro lado este profeta recibe una revelación de Dios, sí de Dios según él mismo afirma. Ese mismo Dios que supuestamente inspiró el Libro de Mormón, ahora le está diciendo que tiene licencia para tener varias esposas, y de esta manera darles vida eterna y tener muchos hijos para poblar la tierra.

¿Cambia Dios?
El mismo Libro de Mormón afirma que “Dios es el mismo ayer, hoy y para siempre, y que en él no hay variación ni sombra de cambio”, por lo tanto debe haber un error en la nueva revelación de José Smith, la de Doctrinas y Convenios. El Libro de Mormón dice que Dios no cambia, pero el dios de los mormones sí cambia.
“He aquí, os digo que aquel que niega estas cosas no conoce el evangelio de Cristo; sí, no ha leído las Escrituras; y si las ha leído, no las comprende. Pues, ¿no leemos que Dios es el mismo ayer, hoy y para siempre, y que en él no hay variación ni sombra de cambio? Ahora bien, si os habéis imaginado a un dios que varía, y en quien hay sombra de cambio, entonces os habéis imaginado a un dios que no es un Dios de milagros.”5 – Mormón 9.8-10
Ahora, cuando usted interroga sobre esto a los mormones, ellos tienen una manera de responder que encierra en sí el error, el de tener un dios cambiante, imperfecto, y que hace algún tiempo afirmaba una cosa y que unos cientos de años después afirma otra. Un dios que cambia es un dios que no tienen atributos divinos, es un dios humano. El dios de los mormones es invención humana.

¿Por qué se practicó en su Iglesia el matrimonio plural (la poligamia) en el pasado?
Ésta es la respuesta en el portal web de los mormones:
“El Señor mandó en diversas ocasiones que Su pueblo practicara el matrimonio plural. Por ejemplo, Él dio tal mandamiento a Abraham, Isaac, Jacob, Moisés, David y Salomón (Doctrina y Convenios 132:1). En otros tiempos el Señor ha dado otras instrucciones. En el Libro de Mormón, el Señor le dijo al profeta Jacob: “Pues entre vosotros ningún hombre tendrá sino una esposa; y concubina no tendrá ninguna… Porque si yo quiero levantar posteridad para mí, dice el Señor de los Ejércitos, lo mandaré a mi pueblo; de lo contrario, mi pueblo obedecerá estas cosas” (Jacob 2:27-30). En esta dispensación, el Señor mandó a algunos de los primeros santos a que practicaran el matrimonio plural. Este mandamiento constituyó un desafío para el profeta José Smith y para aquellos más allegados a él, incluso para Brigham Young y Heber C. Kimball, pero ellos obedecieron. Los líderes de la Iglesia regularon esta práctica. Había que estar autorizado para poder practicarlo y los matrimonios debían efectuarse por medio del poder sellador del sacerdocio. En 1890, el presidente Wilford Woodruff recibió la revelación de que los líderes de la Iglesia debían dejar de enseñar la práctica del matrimonio plural (Declaración Oficial 1). La ley de matrimonio del Señor es la monogamia, a menos que Él mande de otra manera para ayudar a establecer la Casa de Israel (véase Encyclopedia of Mormonism, Tomo 3, págs. 1091-1095).6
Usted puede leer la Declaración Oficial, que viene a ser la neo-revelación sobre el matrimonio en su propio portal: https://www.lds.org/scriptures/dc-testament/od/1?lang=spa.

(Cárcel del linchamiento del autoproclamado profeta José Smith)

Conclusión
El Libro de Mormón se contradice con los escritos y revelaciones de José Smith, los de Doctrinas y Convenios. Pero podríamos decirlo de otra manera, las neo-revelaciones de José Smith se contradice con el Libro de Mormón.

También podemos afirmar que el dios de los mormones es cambiante, y tales cambios de planes lo hace según si las cosas no salen como él las planea, o quizá cambió porque su profeta hacía cosas que no estaban en los planes de dios, entonces dios tenía que acomodar el plan.

El dios de José Smith es un dios cambiante y condescendiente con sus profetas, pues ellos primero hacían las cosas, y luego dios las imprimía en una revelación. Esto sólo puede darse porque ese dios de los mormones es un dios humano a la medida de los hombres para satisfacer los deseos de su corazón.

Esta contradicción es otra evidencia interna que nos lleva a concluir que el Libro de Mormón no es inspiración de Dios. Así mismo, las evidencias de errores y contradicciones teológicas, falta de evidencias históricas y exabruptos doctrinales nos lleva a concluir que el mormonismo es una farsa.

¡Dios nos guarde!
---------------------------------
Bibliografía Citada:

  1.   Libro de Mormón, 1992, IJSUD, Salt Lake City: Utha, Pág. 144 (https://www.lds.org/scriptures/bofm/jacob/2?lang=spa)
  2.   Libro de Mormón, 1992, IJSUD, Salt Lake City: Utha, Pág. XII (https://www.lds.org/scriptures/bofm/js?lang=spa )
  3.   Perla de Gran Precio, 1978, IJSUD, Salt Lake City: Utha, Pág. 54 (https://www.lds.org/scriptures/pgp/js-h/1?lang=spa )
  4. Doctrinas y Convenios, 1978, IJSUD, Salt Lake City: Utha, Pág. 244-245 (https://www.lds.org/scriptures/dc-testament/dc/132?lang=spa )
  5.  Libro de Mormón, 1992, IJSUD, Salt Lake City: Utha, Pág. 585 (https://www.lds.org/scriptures/bofm/morm/9?lang=spa )
  6.   https://www.mormon.org/spa/preguntas-frecuentes/tema/poligamia/pregunta/matrimonio-plural

No hay comentarios:

Publicar un comentario